martes, 4 de noviembre de 2008

video
MI ALMA QUISO TOCARTE
Alma saliste de mi cuerpo sin mi permiso...
y no te culpo...
porque a veces mi cuerpo se olvida de que existo...
te comprendo, en vez de besar quisiste tocar...

Ahora te escribo a ti, la causa de mi tristeza...
y de un rencor sin sentido aparente...
a la causa de tantos lamentos ahora...
el efecto de interminables horas...
Qué fría era tu alma...
qué frío era tu cuerpo...
Alma no fue capaz de abrazarte...
jamás comprendiste...
que mi alma solo quiso tocarte.

1 comentario:

Adolfo Payés dijo...

lo mas sublime y bello el alma, me gusta tu espacio que me uní a tus seguidores

saludos fraternos